Números alentadores en primer cuatrimestre de ejecución de programas habitacionales

7/ 05/ 2021 19:05:57

La ejecución presupuestaria de programas y proyectos habitacionales del Ministerio de Urbanismo Vivienda y Hábitat (MUVH), de los primeros cuatro meses del año 2021, constituye un enorme desafío a raíz del contexto planteado por la pandemia de COVID-19. La prioridad, a nivel de Gobierno, ha sido formular y ejecutar respuestas inmediatas a la crisis sanitaria.                             

Sin embargo, en esta administración, el MUVH ha trabajado mecanismos para articular acciones y procesos que permitan dar continuidad a programas y proyectos establecidos dentro de las obligaciones de la institución y en ese trabajo incorporar un actor clave, la trasparencia.

Teniendo en cuenta este contexto y todo el proceso administrativo sumado a la política de transparencia impuesta por el ministro Carlos Pereira, además del acompañamiento de la Auditoría General del Poder Ejecutivo quien es contralor y acompaña el proceso. Se puede afirmar que los números son alentadores, y más, teniendo en cuenta que en las próximas semanas serán difundidas las actualizaciones en la nueva reglamentación y el trabajo de redireccionamiento de los fondos de algunos proyectos.

 

La ejecución de uno de los programas más emblemáticos del MUVH, el Fondo Nacional de la Vivienda Social (Fonavis), que otorga subsidios a sectores de la población en estado de pobreza o extrema pobreza ha superado el porcentaje óptimo de ejecución mensual del 8,33 % (100% dividido 12 meses) en estos primeros cuatro meses de 2021, llegando a la ejecución del 42%, exclusivamente con fondos correspondientes a Bonos Soberanos (Presupuesto MUVH 2021).

Respecto a los 47 millones de US$ aprobados el 31 de diciembre de 2020, EN EL MARCO DEL PLAN DE RECUPERACIÓN ECONÓMICA POR LOS EFECTOS CAUSADOS POR LA PANDEMIA COVID-19 (CORONAVIRUS), BAJO EL EJE DE ACCIÓN DE INVERSIÓN, A TRAVÉS DE LA CONSTRUCCIÓN DE VIVIENDAS a cargo del MUVH, se realizaron todas las gestiones administrativas en los tiempos  presupuestarios establecidos, para que dicho importe sea incluido  a través de una Ampliación del Presupuesto institucional, que se dio a través del Decreto correspondiente, en fecha 19 de marzo del corriente.

A partir de ese momento, el Ministerio de Hacienda procedió a la colocación de bonos de la Tesorería nacional en el mercado, a fin de obtener los recursos financieros para posibilitar el inicio de la ejecución de los mismos, hecho que se verificó en fecha 14/04/2021.

Así, el 26/04/2021 el Ministerio de Hacienda habilitó al MUVH la cuenta corriente para la solicitud de la transferencia de los recursos para cuando la Institución requiera.

El MUVH se encuentra realizando el mayor esfuerzo para concluir en la brevedad, el proceso de selección de los potenciales beneficiarios en el Programa Fonavis, con cuyas calificaciones serán emitidos los certificados de subsidios habitacionales y procesadas las solicitudes de los desembolsos para el inicio de las obras correspondientes.

Por otro lado, el MUVH lleva adelante la construcción de las 600 viviendas sociales en el Barrio San Blas de Mariano Roque Alonso, con una ejecución del 23%, viviendas que serán destinadas a las familias de los bañados afectadas por las inundaciones, que en la actualidad permanecen en refugios provisorios. Estas obras son desarrolladas a través del Programa Che Tapýi II del MUVH, financiadas con parte de los fondos donados por la República de China (Taiwán).

Los proyectos que están financiados con fondos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), “Mejoramiento de Chacharita Alta”, que ha servido para realizar el acomodo temporal de familias afectadas a las obras del cauce Tacuary y Antequera, así como el Proyecto “Mejoramiento y Ampliación de Vivienda AMA”, con un 100% en su ejecución.

También, a efectos de optimizar el Presupuesto institucional se ha redireccionado presupuesto de programas como, Viviendas Económicas, Fondos para Cooperativas (Foncoop), Crédito Hipotecario, Viviendas Sociales en Municipios, para trabajar en la simplificación de los procesos y en la generación de nuevas propuestas para los programas.  Para ese efecto, se encuentra en etapa final, la elaboración de la reglamentación de estos programas, de tal manera a brindar un mayor alcance a la ciudadanía de todos los segmentos con mayor déficit habitacional, es decir,  aquellos en situación vulnerable, pobreza, pobreza extrema y la clase media.

Dicha reglamentación apunta a transparentar y agilizar los procesos de entrega de subsidios para la construcción de las viviendas, a fin de disminuir el déficit habitacional a nivel país.